¿Qué es el carcinoma de cuello de útero?

El carcinoma de cuello uterino es el segundo cáncer más común entre las mujeres en todo el mundo. Casi el 80% de los nuevos casos se producen en países en desarrollo donde se estima que el carcinoma de cuello uterino es responsable del 15% de los tumores en las mujeres. En los países desarrollados esta tasa se ​​reduce a 3.6%. El porcentaje de mujeres afectadas varía en los diferentes continentes:

Este de África : 43 de cada 100000 mujeres
Sudamérica: 29 de cada 100000 mujeres
Norteamérica: 8 de cada 100000 mujeres


 carcinoma de cuello uterino
 Carcinoma de cuello uterino. Además, el ovario derecho presenta un tumor de Brenner  y el ovario izquierdo por un cistoadenoma mucinoso. 



¿A qué edad aparece el  carcinoma de cuello uterino?

La infección del cuello del útero por el virus del papiloma humano (VPH) es la enfermedad viral de transmisión sexual más común en el mundo y es reconocida por la OMS como el principal factor causal de las lesiones precursoras del cáncer de cuello de útero . La mayoritaria a las mujeres se infectan poco después del inicio de la actividad sexual , con mayor prevalencia en los jóvenes menores de 25 años. 

La incidencia de cáncer de cuello de útero se vuelve evidente en el rango de los 20 a 29 años y el riesgo aumenta rápidamente hasta alcanzar su punto más alto por lo general en las mujeres de 45-49 años como  un efecto tardío de la infección por VPH. 
 En los países desarrollados, la supervivencia media estimada oscila desde el 59 hasta el 69% a los cinco años del diagnóstico inicial, sin embargo, en los países en desarrollo, donde los casos son diagnosticados en etapas relativamente avanzadas, la supervivencia media es de aproximadamente el 49%.

¿Qué factores influyen en el riesgo de sufrir  carcinoma de cuello uterino?

Hay varios factores de riesgo conocidos, que aumentan la posibilidad de desarrollar cáncer de cuello de útero y sus lesiones precursoras, y el conocimiento concreto de estas se convierte en fundamental para la detección precoz de la enfermedad en mujeres con alto riesgo de desarrollarla.

El factor de riesgo más importante para el cáncer de cuello de útero es una infección genital por el virus del papiloma humano (VPH). Los estudios han demostrado la presencia de ADN del VPH en el 99,7% de los carcinomas cervicales. Sin embargo, sólo las infecciones virales persistentes (al menos dos años) se consideran importantes en el desarrollo de este cáncer.

El inicio temprano de la actividad sexual, con historial de múltiples parejas y parejas de alto riesgo (hombres cuyas parejas tenían cáncer cervical, hombres con carcinoma de pene  u hombres que tienen contacto con prostitutas).

Un estudio reciente  sugiere un papel de la historia familiar: mujeres cuya madre o hermana han tenido cáncer de cuello de útero son más propensas a desarrollar la enfermedad. Esta tendencia familiar puede ser causada por una afección hereditaria que conduce a una disminución de la capacidad para combatir las infecciones del VPH.

Otro estudio clasifica el uso de anticonceptivos orales combinados como cancerígeno para el cuello del útero. El riesgo de cáncer de cuello de útero invasivo aumenta con el uso prolongado de los anticonceptivos orales. En las mujeres que utilizan anticonceptivos orales durante más de 10 años, el riesgo es aproximadamente el doble en comparación con las mujeres que nunca han usado estas sustancias. 

Fumar también parece aumentar el riesgo de carcinoma de cuello uterino  en las mujeres. Los subproductos cancerígenos del tabaco llegan hasta el moco cervical de las fumadoras.Estas sustancias pueden dañar directamente el ADN de las células del cuello del útero o poner en peligro la respuesta inmune local, facilitando la persistencia del virus del papiloma. El riesgo se reduce en las mujeres que han abandonado el  hábito de fumar y aumenta con el número de cigarrillos / día 

La infección genital por virus del herpes simple tipo II, Clamidia o  virus del SIDA también puede influir en la aparición del cáncer. 
El bajo nivel socio-económico también se ha relacionado como factor de riesgo  para el desarrollo del carcinoma de cuello uterino. Muchas mujeres con bajo nivel socio-económico no pueden tener acceso adecuado a los servicios de salud. La desnutrición o la obesidad o las mujeres  con  mujeres con bajos niveles en la dieta de vitamina A y C también pueden tener un mayor riesgo. 

Las mujeres que han tenido múltiples embarazos a término tambien tienen un mayor riesgo de desarrollar la enfermedad, según algunos estudios. El mayor riesgo de sufrir carcinoma de cuello uterino en las mujeres con un alto número de embarazos podría estar relacionado con los cambios hormonales, como el aumento de los niveles de estrógeno y progesterona.



¿Papilomavirus es igual a  carcinoma de cuello uterino?

La infección con el virus del papiloma humano (VPH) es el factor de riesgo más importante en la génesis de carcinoma de cuello uterino. El carcinoma de cuello uterino se caracteriza por una fase premaligna bien conocida y detectable mediante pruebas de diagnóstico a través de la citología y colposcopia.


 virus del papiloma humano

Citología que muestra un grupo de células escamosas epiteliales infectadas por el VPH, a la derecha, en comparación con el grupo de las células normales de la izquierda



Los virus del papiloma humano tienen gran diversidad genética, con aproximadamente 40 tipos tipos diferentes que infectan el área genital, pero sólo algunos con potencial de producir cáncer. Los tipos de VPH 16 y 18 fueron clasificados en 1995 por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como carcinogénicos para los humanos. 


Papilomavirus  humano
Papilomavirus  humano visto al microscopio electrónico


La infección persistente con estos tipos virales oncogénicos, en asociación con otros factores, predispone al desarrollo de lesiones de alto grado del cuello sólo en una pequeña proporción de mujeres con VPH. La mayoría de las mujeres (70 a 90%) infectadas con el VPH 16 o 18 no desarrolla la enfermedad. La infección normalmente se resuelve sin tratamiento y el virus se elimina debido a la acción del sistema inmune en un período de 12 a 24 meses después de la aparición de la infección.

Cláusula de exención de responsabilidad

Nota importante:el contenido disponible en esta página es meramente formativo y no sustituye en ningún caso a la opinión de un profesional. Se recomienda acudir a la consulta veterinaria antes de tomar cualquier determinación sobre el estado de salud de su perro. Esta web no es oficial de ninguna marca o producto. Todas las fotografías expuestas pertenecen a sus respectivos dueños y se muestran únicamente con fines informativos. La mayoría de las imágenes proceden de Wikimedia Commons, base de datos de imágenes libres de copyright.