¿Cómo evitar las estrias en el embarazo? Lo que de verdad funciona

¿Cómo evitar las estrías del embarazo? Aquí tienes una recopilación de los mejores estudios científicos al respecto.

Las estrías del embarazo, son el cambio del tejido conectivo más común del embarazo  y afectan tanto a las mujeres primíparas y multíparas.  Las tasas de incidencia varían entre el 50 y el 90%. Por lo general aparecen por primera vez alrededor del sexto y séptimo mes de embarazo. Se producen con mayor frecuencia durante el primer embarazo, pero también en un segundo embarazo. Varían en cantidad y gravedad, afectando con frecuencia al abdomen, los senos y los muslos, donde hay mayor estiramiento de la piel. Las estrías comienzan como rayas rojizas que pierden color con el tiempo para quedar blancas brillantes o bien como líneas arrugadas pálidas, unos 6 meses después del nacimiento. 

Causas de las estrías en el embarazo

La causa exacta está poco clara:
  •  el estrés en el tejido o el estiramiento de la piel 
  • factores hormonales
  • cambios que ocurren en la elastina y colágeno  que contribuyen a la resistencia a la tracción y la elasticidad de la piel 

Si bien la causa de estrías sigue siendo poco clara, existen ciertos factores predisponentes han sido identificados:
  •  antecedentes familiares de estrías 
  • una mayor ganancia de peso materno
  • madres jóvenes 
  • alto índice de masa corporal previo al embarazo 
  •  peso del feto


Las estrías son más frecuente en mujeres más jóvenes. La estructura de la fibrilina es más frágil en mujeres más jóvenes, lo que puede conducir más fácilmente al desarrollo de las estrías.
La circunferencia abdominal de la mujer embarazada es significativamente mayor en las mujeres con estrías.
Las mujeres que ganan más peso en el embarazo, tienen más estrías. Esto puede ser por el aumento de tensión de la piel, causada por el engrosamiento del tejido subcutáneo.
El peso al nacimiento del niño es significativamente mayor en las mujeres con estrías. Esto puede atribuirse al estiramiento excesivo de la piel.
Los antecedentes familiares son  un factor significativo para su desarrollo (factores genéticos).
Algún estudio relaciona las estrías con  mujeres embarazadas con un feto masculino.  Esto puede ser debido a diferentes niveles de esteroides producidos por los fetos masculinos. Sin embargo, no existe ningún estudio en la literatura para explicar el mecanismo.

¿Cómo evitar las estrias en el embarazo? Las cremas

A pesar de que las estrías no se consideran un problema importante de salud, pueden afectar a las mujeres de diferentes maneras y pueden causar problemas a algunas mujeres. También pueden causar picor o malestar o preocupación estética, con un impacto de las estrías en la percepción de las mujeres sobre sí mismas y sobre su calidad de vida.

Durante el embarazo, la atención se centra en la prevención de las estrías o en la reducción de su gravedad. Están disponibles una amplia gama de productos que tienen por objeto prevenir o reducir al mínimo la aparición de estrías.  Sin embargo, la eficacia de muchos productos es poco clara, debido a la cantidad limitada de investigaciones llevadas a cabo hasta la fecha. Una reciente revisión que incluía seis ensayos con un total de 800 mujeres, no encontró ninguna evidencia para apoyar el uso de cualquiera de los preparados tópicos identificados en la revisión para la prevención de las estrías durante el embarazo. 

La mayoría de las mujeres embarazadas utilizan un producto para prevenir o reducir la aparición de estrías durante el embarazo. De las mujeres que utilizan un producto: aceite, crema de manteca de cacao, aceite de bebé, aceite de coco y productos de aceite de almendra 
Las mujeres basan su decisión en el consejo de amigos,  en la publicidad de un producto,  en el asesoramiento de un miembro de la familia y en el asesoramiento de internet. En relación con los profesionales sanitarios el farmacéutico es la fuente de información más frecuente, seguida por el médico general 
Del Bio-aceite, se ha demostrado que mejora significativamente la apariencia de las estrías en mujeres no embarazadas.
Los productos de manteca de cacao también son muy utilizados a pesar de la falta de evidencia que demuestre su eficacia en la prevención de estrías del embarazo. Un ensayo  que comparó la crema de manteca de cacao con un placebo no encontró diferencias significativas entre el control y el grupo de intervención. 

En relación con el aceite de oliva, los estudios han arrojado resultados contradictorios. Un estudio de observación temprana encontró que no impidió que las estrías en primíparas, pero otro estudio no experimental lo  ha asociado con una menor incidencia de las estrías. Más recientemente, el aceite de oliva se evaluó en dos ensayos y los resultados no apoyan su uso para la prevención de estrías del embarazo. 

¿Cómo evitar las estrias en el embarazo? Lo que parece realmente eficaz

Recientemente, un estudio ha encontrado que el aceite de almendra amarga es eficaz, pero sólo cuando se aplica con un masaje durante 15 minutos, lo que lleva a pensar que no es tan importante el producto como el masaje (la mayoría de las mujeres no suelen emplear más de 2-3 minutos en la aplicación).
En este estudio,  la frecuencia de las estrías del embarazo fue del 20% entre las mujeres que se aplicaron el aceite de almendra amarga con masaje de 15 minutos frente al  39% entre las que se limitaron a aplicar aceite de almendras  rápidamente  y el 42% de aparición de estrías de las que no se aplicaron nada. 
El ejercicio durante el embarazo puede reducir la formación de estrías mediante el control de aumento de peso. Ejercicios adecuados para las mujeres embarazadas ayudarán a aumentar la fuerza muscular abdominal, y esto también reducirá el estrés y la tensión en la piel del abdomen. A pesar del hecho de que algunas mujeres están genéticamente predispuestos para a tener estrías en el embarazo, deportistas y mujeres acostumbradas a trabajos físicos pesados no suelen tener estrías o tienen muy pocas. 

Cláusula de exención de responsabilidad

Nota importante:el contenido disponible en esta página es meramente formativo y no sustituye en ningún caso a la opinión de un profesional. Se recomienda acudir a la consulta veterinaria antes de tomar cualquier determinación sobre el estado de salud de su perro. Esta web no es oficial de ninguna marca o producto. Todas las fotografías expuestas pertenecen a sus respectivos dueños y se muestran únicamente con fines informativos. La mayoría de las imágenes proceden de Wikimedia Commons, base de datos de imágenes libres de copyright.